Shopping Cart
Your Cart is Empty
Quantity:
Subtotal
Taxes
Shipping
Total
There was an error with PayPalClick here to try again
CelebrateThank you for your business!You should be receiving an order confirmation from Paypal shortly.Exit Shopping Cart

Jorge Ramírez Caficultura desde Costa Rica

Comunicaciones Técnicas de Café

Número 132 - Agosto 2021

Ramirez Caficultura desde Costa Rica

Apdo 396-3000, Heredia, Costa Rica, Teléfono: (506) 8322-2794

www.ramirezcaficulturadesdecostarica.com

Ojo de gallo amenaza cafetales debido a la presencia de condiciones

climáticas muy favorables para la enfermedad

Ing. Jorge Ramírez Rojas

Consultor Experto en Café

[email protected]

Condición de muchas lluvias


La segunda etapa del periodo lluvioso del 2021 ha reiniciado con más lluvias en varias regiones cafetaleras de Costa Rica, esto respecto a la misma época del año anterior. Inclusive entre julio y agosto se han presentado dos “temporales” con lluvias constantes, días muy oscuros y húmedos. Esta condición genera un ambiente muy favorable para la aparición de brotes de la enfermedad conocida como ojo de gallo (Mycena citricolor).



¿En qué lugares y tipo de manejo del cultivo ataca más el ojo de gallo?


La enfermedad del ojo de gallo es más común en zonas que se caracterizan por alta precipitación anual, nubosidad muy frecuente durante la época lluviosa y áreas de cafetales que se encuentran ubicadas en terrenos de ladera que permanecen en condiciones de umbría durante varias horas de la mañana.


En estas zonas el desarrollo del hongo se ve todavía más favorecido cuando se manejan cafetales con distancias de siembra muy cortas, totalmente inconvenientes para estas condiciones climáticas, ya que propician el desarrollo de un denso follaje y la creación de ambientes oscuros y húmedos con poca aireación y poca entrada de luz.



Síntomas y daños que causa la enfermedad


El ojo de gallo (Mycena citricolor) es una enfermedad que ataca las hojas y los frutos del cafeto, se caracteriza por la formación de pequeñas manchas de forma circular, las lesiones jóvenes son oscuras y las viejas de color más claro.


En condiciones muy húmedas, se producen unas cabecitas (gemas) sobre la superficie de las lesiones, las cuales una vez maduras, se desprenden por la acción de las gotas de lluvia que las transportan a hojas adyacentes y que son el medio de diseminación del hongo.


El daño principal causado por esta enfermedad es una severa defoliación (caída de hojas) que se presenta en una etapa de mucha actividad fisiológica de la planta (setiembre-octubre), alterando procesos vitales del ciclo productivo que provoca daño a la cosecha y a la condición agronómica de la planta que obliga a realizar podas drásticas una vez finalizada la etapa de recolección.



¿Qué se puede hacer ya avanzado el ciclo productivo del 2021?


En cuanto al manejo agronómico se debe disminuir la densidad del sombrío mediante un arreglo de los árboles de sombra, intensificar las prácticas de control de malezas y repasar las deshijas de las podas para mantener solamente dos hijos por planta.


Estás prácticas en conjunto contribuyen a disminuir la humedad dentro del cafetal lo que facilita que las hojas se puedan secar más rápido. Además, es muy importante mantener la buena nutrición de la plantación por medio de la aplicación de fertilizante para que la planta tenga mayores defensas contra la enfermedad.


Con respecto al control químico se puede realizar una o dos atomizaciones de aquí hasta finales de la época lluviosa. Conviene utilizar fungicidas en mezcla para lograr mayor efectividad de la aplicación sobre todo en aquellos lugares donde las condiciones climáticas están siendo sumamente favorables para la enfermedad.


Utilizar Atemi (500 ml) + Cepex (2 litros)/ha o también Silvacur (750 ml) + Cepex (2 litros)/ha

Regresar a la sección ARTICULOS

Regresar a la página INICIO

Su guía para conocer sobre caficultura.

0